Domingo, 3 de Julio de 2022
Twitter
Facebook
Youtube

El curso del Instituto Kursaal de Algeciras durante la Guerra Civil

  • Alumnos graduados del colegio de 2a enseñanza de nuestra señora de la palma
    Alumnos graduados del colegio de 2a enseñanza de nuestra señora de la palma
    Noticias

    La fundación del primer Instituto de Segunda Enseñanza en Algeciras se remonta al curso académico 1849-50, siendo el segundo más antiguo de toda Andalucía Occidental.

    Las cátedras de Gramática y Latinidad creadas por el capitán Antonio Ontañón ya funcionaron desde 1769, por lo que se puede decir que el instituto fue heredero directo de estas cátedras.

    La Orden de 1849 determinó su carácter local, por lo que dependía exclusivamente del Ayuntamiento, que decide albergarlo en una casa de alquiler cerca de la calle Imperial y después lo traslada al antiguo y desamortizado convento mercedario en 1851. En 1855 los problemas económicos, agravados por la coyuntura política desfavorable, hizo que se solicitara desde la ciudad la clausura del centro.

    Ilustración 1, Colegio de 2ª Enseñanza de nuestra Señora de La Palma en el Kursaal de Algeciras

    73 años después, en septiembre de 1929, se vuelven a reabrir las puertas del instituto de Algeciras, durante todo este paréntesis, la enseñanza media estuvo en manos privadas, preparando a los alumnos a los exámenes oficiales en centros de Cádiz y Jerez.

    Primeramente, se ubicó en un edificio de la banda sur del río de la Miel que pertenecía a la familia González Gaggero, pero ante los conflictos por su ubicación inadecuada entre profesores y el consistorio, se trasladó en 1933 al edificio del antiguo Kursaal.

     

    Ilustración 2, Proyecto de Adaptación del Kursaal como Instituto de 2ª Enseñanza

    El Kursaal, situado en la playa del Chorruelo, era un antiguo casino-balneario que, tras años de abandono, para adecuarlo a centro educativo hubo que hacer una remodelación del arruinado y viejo casino de madera, las reformas realizadas contemplan las seis aulas; una para cada curso de Bachillerato, dos laboratorios de Historia Natural y Física, Sala de Profesores, de Señoritas, despachos y oficinas. No se observan servicios, una de las reivindicaciones del Director del Centro que más conflictos generará con el Consistorio, responsable de la rehabilitación.

    En Algeciras durante la Guerra Civil, al igual que en La Línea de la Concepción, el Instituto Local de Enseñanza Media fue clausurado en 1.937, tras un curso 1.936-37 sostenido en pésimas condiciones. Los profesores se trasladaron al Instituto de Ceuta, aunque en Algeciras se siguieron impartiendo clases. Esta actividad académica dependía del Instituto de Ceuta del que se desplazaban profesores para realizar los correspondientes exámenes, aunque inicialmente los alumnos eran examinados al otro lado del estrecho.

      

    Ilustración 3, Juan Pérez Arriete, Lucas Millán, Manolo Patricio Herrera, Pepe Patricio Herrera, Andrés Yun Encinas





    Las clases se mantendrían en el Kursaal, gracias a la iniciativa de un grupo de padres de alumnos como José García Bazo y Lucas Millán, con ayuda del párroco de La Parroquial de la Palma, Andrés Yun Encinas, que consiguen que se sigan impartiendo clases por profesionales provenientes de distintos ámbitos de la sociedad algecireña; como Director José Mª Alberich, (Ingeniero Industrial), de Secretario Eugenio Gómez Iglesias, (Profesor Mercantil), les acompañan en su equipo Juan Pérez Arriete, (Director del semanario “El Cronista”), Antonio Hernández, (Maestro Nacional), José y Manuel Patricio Herrera, (Maestros Nacionales y Practicantes de Medicina y Cirugía), Luis Rivera, F. José Sisso, (Abogado), Mr. Teodoro Laffont, Manuel Cervera, (Diplomado Agrícola), Juan Aguilar, Venancio Sagrario, (Abogado), Francisco Fernández, (Sacerdote) y Claudio La Parra, (Sacerdote, Doctor en Teología y Licenciado en Derecho), Juan Cantero, (Coronel de Estado Mayor), Francisco Eiris, (Ingeniero de Caminos), Angel Tréllez, (Farmacéutico) y Enrique Salvo.

    Ilustración 4, Alumnos graduados del Colegio de 2ª Enseñanza de nuestra Señora de La Palma

    Estos improvisados docentes llegaron a instruir a dos promociones de algecireños, llegando a preparar hasta el Examen de Estado, que por primera vez se instaura en el curso 1938-39.

    Ilustración 5, Plan de Estudios Instituto de 2ª Enseñanza Nª Sra. de la Palma, Curso 1938/39

    En el Colegio de 2ª Enseñanza de nuestra Señora de La Palma, patrocinado por la Junta Local de 2ª Enseñanza y subvencionado por el Ayuntamiento, coexistían 2 Planes de Estudios distintos; el Plan Antiguo de 1934 para alumnos de 4º a 7º, con el nuevo Plan de Estudios de 1938, para los alumnos de 1º a 3º.

    Ilustración 6, Alumnos Colegio de 2ª Enseñanza de nuestra Señora de La Palma, años 40 del S. XX

    Una vez finalizada la Guerra Civil, por Orden Ministerial de 4 de octubre de 1.939, (B.O.E. del 6 de octubre), se restablece el Instituto y regresan los profesores destinados a Ceuta.

    Ilustración 7, Claustro Colegio de 2ª Enseñanza de nuestra Señora de La Palma, años 40 del S. XX

    El Ayuntamiento era consciente de la falta de condiciones que reunía el viejo Kursaal varado sobre el Chorruelo y que desde su inicio tuvo carácter provisional. Un año más tarde, el cabildo municipal encargó a Trinidad Solesio, arquitecto que formaba equipo de trabajo con el ingeniero Eduardo Torroja, que por aquel entonces dirigía las obras del nuevo mercado de abastos, la redacción del proyecto de un nuevo Instituto de una sola planta ubicado en los altos del Calvario. Las obras de este proyecto se iniciaron el 29 de abril de 1935, pero se vieron paralizadas con el estallido de la Guerra Civil. Volvieron a reanudarse tras la finalización del conflicto, en el otoño de 1939, aunque las penurias de aquellos años motivaron de nuevo su suspensión.

    La ubicación provisional del Instituto en el Kursaal se prolongó hasta el 16 de octubre de 1942, fecha en la que el antiguo balneario y casino sufrió un incendio, en su interior se encontraban 400 alumnos.




  • Abogados - Jiménez Laz y Cadenas
    Abogados - Jiménez Laz y Cadenas