Jueves, 21 de Febrero de 2019

Formulario de búsqueda

    Los periodistas abogan por combatir la corrupción y fomentar la democracia en el Congreso del Estrecho

  • En Cosas,
    Mesa inaugural del 36 Congreso de Periodistas del Estrecho
    Noticias Gibraltar

    Los periodistas españoles participantes en el 36 Congreso del Estrecho, celebrado en Marrakech, han abogado por medidas de democratización participativa, partnerización sur-sur y la lucha contra la corrupción para evitar que se paralicen los desarrollos sociales y políticos.

     

    “Los altos niveles de pobreza –dice una de las conclusiones del Congreso-- son incompatibles con entornos seguros y pacíficos, que a su vez son imprescindibles para el progreso. Es por eso que la lucha contras las grandes desigualdades debe ser una prioridad en todo proyecto de desarrollo que aspire a consolidarse”.

     

    Más de medio centenar de periodistas marroquíes y españoles han celebrado el 36º Congreso de Periodistas del Estrecho, organizado por Asociación de Periodistas de Marruecos y el Sindicato Marroquí de la Prensa, junto con la Asociación de la Prensa del Campo de Gibraltar (APCG) y el Colegio Profesional de Periodistas de Andalucía (CPPA), bajo el lema “Los medios de comunicación del Estrecho y el desarrollo en Africa”.

     

    Los periodistas españoles participantes en el encuentro consideran que “todos los esfuerzos por implantar la conciencia sobre el buen gobierno son pocos, así como el fomento de la democracia participativa más allá de los discursos. La descentralización en la gestión de lo público para acercar las decisiones al ciudadano implica, como se puso de manifiesto durante este Congreso, una redefinición de las funciones del Estado en todas sus estructuras, lo que necesariamente acarrea una diferente educación política a todos los niveles”.

     

    El anuncio de una próxima y relevante transferencia de competencias a las regiones en Marruecos para implementar las políticas de desarrollo, asumiendo la responsabilidad que eso conlleva, fue considerado como un paso en la buena dirección. “Este proyecto de desarrollo económico y social requiere una sociedad implicada y dispuesta a pactar las condiciones del mismo, lo que traerá consigo la conformación del ambiente adecuado para implementarlo. Pero, a la vez, esa paz social requiere que el desarrollo y el progreso se generalicen, sea una realidad palpable y lleguen a todas las capas de la sociedad, sin exclusiones”.

     

    La relación que puede establecerse entre Marruecos y España para actuar como puente entre ambos continentes es un proyecto que puede unir sinergias empresariales en ambos países. Además, aunque hoy en día, según manifestó la directora general del Consejo Económico Marruecos-España, nuestros dos países aún no son motores de desarrollo en África, lo pueden llegar a ser.

     

    Marruecos, que es el segundo inversor financiero en el continente, ha consolidado una notable presencia de su banca, lo que podría resultar de gran ayuda para los proyectos futuros. La unión de la penetración marroquí con la experiencia técnica y empresarial española podría llevar a que ambos países se convirtieran en aliados en ese desarrollo económico que precisa África para avanzar”.

     

    “Hemos podido comprobar, a lo largo de estos años, el enorme cambio en infraestructuras, implantación empresarial y por lo tanto en desarrollo económico y social que ha sufrido Marruecos en los últimos años, desde que comenzamos nuestros Congresos, y animamos a nuestros vecinos a continuar en la senda del desarrollo basado en la igualdad de oportunidades y en el respeto a la diferencia”, añadieron los periodistas campogibraltareños participantes.