Jueves, 25 de Abril de 2019
Twitter
Facebook
Youtube

La declaración británica sobre el 184 sí tiene valor jurídico interpretativo auténtico

  • Cumbre europea
    Cumbre europea
    Noticias
    La Declaración Interpretativa aceptada y firmada por el Reino Unido sobre el artículo 184 del acuerdo del Brexit sí tiene valor jurídico interpretativo auténtico, conforme al Convenio de Viena sobre el derecho de los tratados, como las declaraciones del Consejo y Comisión europeos que, además, refuerzan la cláusula 24 de las Orientaciones, como reconocen Barnier, Juncker y Tusk, lo que significa que la demanda española es más sólida de lo que se afirma en los medios políticos interesados.

     

    Aunque, en efecto, los artículos del tratado son el denominado “derecho primario” de la Unión Europea, no puede obviarse la fuerza de compromiso que tienen las cartas y declaraciones interpretativas que han suscrito el Reino Unido y las principales instituciones de dirección de la Unión Europea, el Consejo Europeo y la Comisión Europea, según fuentes expertas en derecho internacional consultadas por Noticias Gibraltar.

     

    De acuerdo al Convenio de Viena sobre el Derecho de los Tratados, adoptado en 1969 en esa ciudad austríaca, por iniciativa de las Naciones Unidas y al que posteriormente se adhirieron España y Reino Unido, entre otros países, la Declaración firmada por el representante británico ante la UE tiene más valor jurídico que el que se le ha querido dar en las valoraciones realizadas por diferentes políticos.

     

    Especialmente crítico con el resultado obtenido por España para no vetar el Acuerdo de Salida del Reino Unido (algo que, por tanto, beneficiaba a Londres y también a Gibraltar) estuvo el sábado Fabian Picardo, ministro principal de la colonia y abogado de profesión, quien argumentó que lo conseguido por Pedro Sánchez no tiene valor jurídico y no significa nada frente a los textos legales. “Papeles que no tendrán ningún efecto legal”, dijo textualmente.

     

    En cambio, los expertos señalan el artículo 31, 2 b de este Convenio de Viena sobre Interpretación de los Tratados como un elemento a tener en cuenta y con mayor peso del meramente enunciativo o declarativo, como quienes tienen interés quieren hacer ver.



     

    Este artículo dice:

     

    31.2 - Para los efectos de la interpretación de un tratado, el contexto comprenderá, además del texto, incluidos su preámbulo y anexos:

    a) todo acuerdo que se refiera al tratado y haya sido concertado entre todas las partes con motivo de la celebración del tratado

    b) todo instrumento formulado por una o más partes con motivo de la celebración del tratado y aceptado por los demás como instrumento referente al tratado.

     

    Afirmación que acoge, sin duda, las cartas y declaraciones interpretativas británica y comunitarias respecto al artículo 184 y con respecto a la interpretación que de él se debe hacer, respecto a las negociaciones de la relación futura de Gibraltar con la Unión Europea y el papel singular y de previo acuerdo que reconocen los estados miembros de la Unión a España.

     

    Todo ello, además del valor que puedan tener en el futuro las palabras, comprometidas en público, de los máximos responsables comunitarios, lo que parece algo más que papeles.


  • Te puede interesar

  • publicidadEl mesón de Lolo
    publicidadAyuntamiento de La Línea
    publicidadunicef