Domingo, 4 de Diciembre de 2022
Twitter
Facebook
Youtube

Misterios del nuevo estadio de la Asociación de Fútbol de Gibraltar

  • Imagen de Robert Vasquez
    Por Robert Vasquez
    Abogado y periodista gibraltareño
    Proyecto del nuevo estadio de futbol de Gibraltar
    Foro
    *Mezcla descarada de política y deporte en la construcción de un estadio

    *El proyecto del estadio de la Asociación de Fútbol de Gibraltar no es un proyecto del Gobierno GSLP-Liberal

    *Sir Joseph Bossano politiza el proyecto

    *La Asociación de Fútbol de Gibraltar desarrollará el estadio financiado por el Gibraltar Savings Bank

    *Un acuerdo comercial que carece de todo detalle

    *La financiación del Gibraltar Savings Bank es necesariamente apolítica

    *Se ha «encontrado la manera» de que el Gibraltar Savings Bank invierta en el estadio

    *Enorme falta de información o detalles sobre la financiación y todo lo demás

    *8.000 plazas cuando los asistentes habituales son menos de 1.000 parece un despilfarro

     

    LA POLÍTICA Y EL DEPORTE SE MEZCLAN

    La mezcla descarada y desvergonzada de la política y el deporte ha sido rotunda este fin de semana con la presencia de Sir Joe Bossano en el anuncio de que la Asociación de Fútbol de Gibraltar [Gibraltar FA] construirá un nuevo e importante estadio.

    La impresión clara pero errónea que se está dando es que se trata de un proyecto público dirigido por el Gobierno GSLP-Liberal. Fue un golpe de efecto exagerado por parte del Ministro del GSLP, Sir Joe, que llevaba una camiseta de la Gibraltar FA cuando hizo la declaración. Tal vez, la Gibraltar FA debería haber sido más cuidadosa y haberse apartado de una politización tan descarada.

    POLITIZACIÓN

    Sir Joe se refiere a que la construcción del nuevo estadio es «un proyecto patrocinado por el Plan Económico Nacional de Gibraltar». Esa frase es el lema político principal del Gobierno GSLP-Liberal.

    Se jacta de que «creará un nuevo activo para Gibraltar, que nos ayudará [a los GSLP-Liberales] a cumplir lo que tenemos que cumplir, y se convertirá en el escaparate del nuevo Gibraltar post-Brexit». ¿Cómo?, Sir Joe no lo explica.

    Continúa politizando el proyecto aún más al referirse a que es «bueno para el fútbol, bueno para nuestro pueblo, bueno para nuestra nación», lo que es un grito político continuo que repite constantemente Sir Joe.

    ACUERDO COMERCIAL

    La construcción de un estadio por parte de la Gibraltar FA no es un proyecto público del gobierno. El estadio pertenece y seguirá perteneciendo a la Gibraltar FA, que así lo ha confirmado. Es un error que la FA de Gibraltar deje espacio a Sir Joe para propagar la construcción del estadio como si fuera un logro político del Gobierno GSLP-Liberal.

    La Gibraltar FA ha dicho que ha acordado «con Community Supplies & Services Limited [CSSL] la construcción y el desarrollo de un nuevo complejo de estadio de fútbol de categoría 4 aprobado por la UEFA. Proporcionará a la Gibraltar FA una infraestructura deportiva del más alto nivel, y dará cabida a nuevas zonas comerciales, residenciales y de venta al por menor en beneficio de la actividad económica y la inversión para Gibraltar en su conjunto».





    CSSL es una empresa conjunta entre el Gobierno de Gibraltar y un grupo constructor chino, ambos se beneficiarán económicamente de los beneficios del contrato de construcción. Participa en varios proyectos públicos, cuyo número se espera que aumente con el tiempo.

    La Gibraltar FA no ha dado detalles sobre sus acuerdos contractuales con CSSL. La Gibraltar FA es la propietaria del Victoria Stadium tras haberlo comprado en 2017 por 16,5 millones de libras al Gobierno de Gibraltar.

    FINANCIACIÓN NO POLÍTICA

    El proyecto está siendo financiado por el Gibraltar Savings Bank [GSB], un organismo estatutario no político, con dinero depositado o invertido por ciudadanos individuales. Por las recientes declaraciones de Sir Joe, parece que está influenciado políticamente, en lugar de tener una orientación puramente comercial.

    En consecuencia, el propio Gobierno GSLP-Liberal no debería estar involucrado en absoluto, más allá de la influencia de Sir Joe como presidente del GSB, que no debería estar dirigido por consideraciones políticas. En esa calidad, él tiene la responsabilidad ante los inversores y depositantes individuales.

    Debe asegurarse de que se cubren todos los costes de financiación y de la capacidad de devolver cada céntimo invertido. Debe garantizar la estructuración correcta y adecuada de la inversión. En eso la política tampoco juega ningún papel.

    «INVERSIÓN»

    Sir Joe insiste en referirse al GSB como si hubiera hecho una «inversión». Parece que la financiación del GSB debe estructurarse como una inversión porque eso es lo que permite la ley de creación del GSB. El tiempo dirá cómo se organizará y asegurará esa inversión para garantizar que el dinero de los ahorradores esté bien protegido contra pérdidas.

    En sus palabras, «hemos podido encontrar la manera de que la financiación que se necesita para el nuevo estadio, que va a ser excepcionalmente bello, se proporcione como una inversión, como un proyecto patrocinado en el Plan Económico Nacional de Gibraltar, financiado por el Gibraltar Savings Bank».

    FALTA DE INFORMACIÓN

    Falta información sobre cuánto gastará la Gibraltar FA en la construcción global del nuevo estadio y las instalaciones correspondientes. Tampoco se conoce el importe de la inversión del GSB, ni la forma exacta en que se llevará a cabo la operación. No hay ninguna indicación de cómo se pagará la inversión del GSB y los rendimientos, ni de cuándo.

    El nuevo estadio también abarca la zona que actualmente ocupa la estación de servicio de CEPSA. Todavía no hay detalles sobre cómo se organizará, pagará o financiará ese aspecto del acuerdo.

    En algún momento del pasado, se dijo que CEPSA se trasladaría a la salida de Gibraltar del túnel del aeropuerto. Cuándo estará operativo ese túnel sigue siendo otro misterio, pero esperemos que no retrase la construcción del nuevo estadio.

    No hay información sobre cómo la Gibraltar FA financiará los costes de financiación o reembolsará la inversión de la GSB. Lo más probable es que la mayor parte proceda de los pagos de la UEFA a la Gibraltar FA, pero este importante detalle aún está por confirmar.

    ESTADIO

    La intención es que el uso del estadio no se limite únicamente al fútbol. También se utilizará para grandes eventos de ocio.

    Tendrá un aforo de 8.000 personas (algo menos de la cuarta parte de la población de Gibraltar), y el proyecto albergará 92 viviendas, un centro de negocios y locales comerciales y de oficinas. Cabe imaginar que parte del coste de la construcción del estadio se financiará con las ventas o alquileres de esas unidades y con esos otros eventos de ocio.

    Los espectadores del fútbol y de otros eventos deportivos no suelen llegar a los 1.000, y mucho menos a los 8.000. Este aspecto aparentemente fantasioso del proyecto parece obvio, a menos que Sir Joe o la Gibraltar FA conozcan una razón fundamental para el cambio que pueda aumentar enormemente el número de asistentes de pago a sus partidos de fútbol.

    Esperemos que el proyecto del estadio no acabe siendo un elefante blanco, y que haya más sustancia en el Plan Económico Nacional post-Brexit de Sir Joe para hacer frente a las actuales dificultades de las finanzas públicas y los préstamos de Gibraltar.

     




  • Abogados - Jiménez Laz y Cadenas
    Abogados - Jiménez Laz y Cadenas