Viernes, 18 de Septiembre de 2020
Twitter
Facebook
Youtube

Seguimos para bingo

  • Imagen de Patricio González
    Por Patricio González
    Político y escritor. Alcalde de Algeciras tres legislaturas. Ingeniero técnico naval
    Foro
    A 2 de junio, y así estamos. Hoy he tenido consulta médica telefónica y le he dicho a mi médico que estoy con el síndrome de cabaña, que apenas salgo. Me ha dicho que muy bien y que es lo que tengo que seguir haciendo.

    Ahora estoy sentado ante la televisión y la verdad es que todo es de traca. Simón ha confirmado que seguimos sin tener muertos y que los que tenemos son 27.127 aunque, y así lo ha afirmado, puede que haya unos dos mil más. Lo podrá confirmar en los próximos días, manda coj… Y la verdad es que el Instituto Carlos III, que también pertenece al Ministerio de Sanidad, ha confirmado 43.043 muertos. Y la asociación nacional de empresas funerarias ha concretado 43.985. Estamos hablando de 17.000 muertos más de los que nos dice el Gobierno.

    Pero eso dice Simón, que hoy ningún muerto. Sin embargo, en la provincia de Cádiz hay un muerto más hoy (en Jerez, concretamente) y ese muerto no consta para el Gobierno. Y les recuerdo que estamos de luto nacional, cuando no hay ningún respeto hacia ellos ni hacia sus familiares.



    Abogados - Jiménez Laz y Cadenas
    Abogados - Jiménez Laz y Cadenas


    El desbarajuste es total. Yo ya no sé si a conciencia o no, pero esto es un desastre. Ya no se dice ni siquiera el número de recuperados. Dependiendo de quien hable, así son los datos. Y les recuerdo que no hablamos de expedientes, sino de personas que han muerto solas, sin familiares que le puedan hacer el duelo y no pueden desaparecer 17.000. El tema es que el Gobierno solo tiene en cuenta los confirmados por test PCR, con los que los de las Residencias o domicilios particulares y en soledad, no cuentan.

    Y encima, la descoordinación es total. Ayer, el ministro Ábalos decía que en la fase tres se podría viajar entre comunidades que estuviesen en la misma fase. Hoy, el ministro de Sanidad, Salvador Illa, lo ha desmentido: “En la fase tres se podrá viajar por dentro de la Comunidad”. Eso es hasta hoy, pero mañana puede cambiar como casi todo.

    A Marlaska lo cogen mintiendo, la ministra “Jo, tía” cuenta cómo sabían que el 8M era peligroso lo de las manifestaciones en la ETB vasca. Y en eso estamos cuando Pedro Sánchez tiene el cuajo de pedirnos concordia, comprensión, convivencia, solidaridad y empatía. Todo esto lo está pidiendo un hombre que nunca ha gastado lo que receta. ¿Se creerá que está gobernando así? Porque si en verdad lo cree es que no tenemos un presidente con un problema con la verdad, sino con una vocación extrema con la mentira. Tenemos a alguien que percibe mal lo que hace. Es decir, que tiene un problema con la verdad, una asociación con la mentira y una declarada incompetencia con la realidad. Seguimos para bingo.