Sábado, 23 de Octubre de 2021
Twitter
Facebook
Youtube

‘Decepcionante’ segunda ronda negociadora entre Londres y Bruselas

  • Michel Barnier, negociador jefe de la UE
    Michel Barnier, negociador jefe de la UE
    Noticias

    El negociador jefe de la UE ha calificado como “decepcionante” la segunda ronda de conversaciones entre Londres y Bruselas, de cara al acuerdo que debe estar concluido antes de fin de año para determinar las relaciones futuras entre Reino Unido y Unión Europea y que afectará a las conversaciones y acuerdo futuro sobre Gibraltar.

    “Hay cuatro áreas en particular en las que el progreso esta semana fue decepcionante”, declaró Michel Barnier durante una rueda de prensa, en referencia a la pesca, la competencia, la gobernanza de la futura asociación y la cooperación judicial y policial. Por su parte, Londres sólo hizo referencia a un "progreso limitado”.

    El problema que ha vuelto a surgir en esta segunda ronda negociadora, realizada por videoconferencia ante la crisis del coronavirus, es la parcelación de temas que pretende el Reino Unido y la postura contraria de Bruselas, que no admite “avances selectivos solo en una serie limitada de cuestiones”.



    CAMPAÑA ACEITES VEGETALES USADOS - ARCGISA
    CAMPAÑA ACEITES VEGETALES USADOS - ARCGISA


    La estrategia británica es dividir los asuntos a negociar para obtener ventajas en aquellos temas que le resultan más críticos, como la trasposición de las decisiones jurídicas europeas, el acceso al mercado único, la cuestión de la frontera irlandesa o los servicios financieros, por ejemplo. Mientras que la UE quiere un acuerdo global que contemple todos los aspectos.

    El problema, además, se intensifica por la decisión unilateral de Londres de no prorrogar las conversaciones más allá de final de este año y que ha vuelto a reiterar en estas segundas conversaciones, algo que parece imposible dada la complejidad del acuerdo que se pretende y que ya, antes de la crisis del coronavirus y sus consecuencias, no parecía posible de lograr.

    “Necesitamos hacer progresos en todos los asuntos en paralelo. Necesitamos encontrar soluciones en los temas más difíciles. El Reino Unido no puede rechazar extender la transición y al mismo tiempo ralentizar las discusiones sobre áreas importantes”, explicó Barnier.

    Por su parte, un portavoz del Gobierno británico lamentó que la oferta que ha puesto sobre la mesa Bruselas para regular el comercio de bienes entre ambos lados del canal de la Mancha se “queda muy corta” respecto a otros acuerdos de libre comercio que la UE ha firmado con otros “países soberanos”.




  • Abogados - Jiménez Laz y Cadenas
    Abogados - Jiménez Laz y Cadenas