Miércoles, 30 de Septiembre de 2020
Twitter
Facebook
Youtube

La UE ha aprobado hoy las directrices de negociación que excluyen a Gibraltar

  • Cualquier acuerdo sobre el Peñón requerirá el visto bueno de España

    Banderas ante la sede de la UE en Bruselas
    Banderas ante la sede de la UE en Bruselas
    Noticias

    La Unión Europea ha aprobado esta mañana las directrices de negociación con el Reino Unido sobre la futura relación comercial entre ambos y, con ellas, el criterio de la exclusión de Gibraltar, que requerirá siempre un acuerdo previo entre Londres y Madrid.

    "El Consejo [de la UE] acaba de aprobar el nuevo mandato de negociación para la futura relación", ha explicado esta mañana un diplomático europeo. Este visto bueno es necesario para iniciar en marzo de las discusiones con Londres, que deberán finalizar para el 31 de diciembre, fecha que parece excesivamente corta para un tratado de estas características y complejidad, según todos los expertos y autoridades comunitarias.

    Esto significa que el negociador europeo Michel Barnier deberá así liderar la UE en unas discusiones que suelen tomar años, pero que Bruselas y Londres tienen que cerrar para finales de 2020 por la negativa del primer ministro británico, Boris Johnson, a prorrogarlas. "La presión del tiempo es inmensa y los intereses son enormes. (...) Será un trabajo duro, tenemos un camino difícil por delante", dijo el canciller holandés, Stef Blok, al llegar a la reunión de ministros del bloque que aprobó el mandato negociador.

    Además, las negociaciones empezarán con escollos y advertencias mutuas porque, aunque la UE quiere alcanzar un acuerdo comercial preferente con el Reino Unido, también quiere evitar una competencia desleal por parte de Londres, cuestión en la que han coincidido Francia y Alemania al principio de la cumbre.

    El establecimiento futuro de las empresas de servicios financieros, sobre las que Bruselas no está dispuesta a ceder, la cuestión de la pesca o que la UE pretenda que sea el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) quien tenga la última palabra para interpretar el derecho de la UE, en caso de diferencias futuras, son algunos de los temas más controvertidos.



    Abogados - Jiménez Laz y Cadenas
    Abogados - Jiménez Laz y Cadenas


    La exclusión de Gibraltar

    Entre las directrices aprobadas por la Unión Europea se encuentra la de la exclusión de Gibraltar de los acuerdos futuros con el Reino Unido, aunque siempre existirá la posibilidad de acuerdos bilaterales entre Londres y Madrid. "Cualquier acuerdo entre la Unión y Reino Unido negociado sobre la base de estas directrices de negociación no incluirá a Gibraltar", afirma el texto aprobado por todos los órganos de la UE.

    Aunque, como también explicó Michel Barnier recientemente, “esto no excluye que al lado de las discusiones bilaterales que se producirán entre el Reino de España y Reino Unido sobre Gibraltar, pueda haber una discusión entre Reino Unido y nosotros sobre temas de competencia comunitaria en Gibraltar (por ejemplo, el comercio). Pero si es así, habrá una mesa especial, paralela y España deberá estar asociada y dar su acuerdo a cada uno de los elementos de este acuerdo específico sobre Gibraltar".

    Por tanto y desde todos los puntos de vista, la UE confirma la capacidad de España para dar un visto bueno previo y preceptivo a cualquier acuerdo futuro que afecte a Gibraltar.