Viernes, 26 de Abril de 2019
Twitter
Facebook
Youtube

España frenará la expansión de Gibraltar que afecte a la “soberanía española sobre las aguas”

  • Estado actual de los rellenos en la cara este del Peñón. Foto NG
    Estado actual de los rellenos en la cara este del Peñón. Foto NG
    Noticias
    España frenará, por la vía legal y diplomática, la expansión urbanística que ejecuta Gibraltar en la cara este del Peñón y que “pueden afectar a la soberanía española sobre las aguas”. Las polémicas Terrazas Hassan ya han sido criticadas por la oposición política gibraltareña y por las tres principales asociaciones ecologistas llanitas, y preocupan tanto por su impacto medioambiental como por el riesgo añadido que pueden suponer para la seguridad aérea.

     

    Uno de los proyectos estrellas de Picardo en esta legislatura, la expansión urbanística en la cara este del Peñón para crear 6 torres con un total de 665 viviendas, subvencionadas directamente por su Gobierno, puede que al final no lleguen a ninguna conclusión. Razones de seguridad aérea, medioambientales, paisajísticas, de costes y financiación pública y la incertidumbre del Brexit, con sus consecuencias en los precios de construcción, a los que se añade la oposición, “legal y diplomática ante terceros”, que anuncia el Gobierno de España auguran un difícil futuro al proyecto.

     

    El Gobierno de España ha contestado a una pregunta del diputado Fernando Maura, de Ciudadanos, que “en el marco de los medios que proporciona la legalidad internacional y la práctica diplomática, el Gobierno ha realizado y realizará gestiones para frenar el apoyo que terceros puedan prestar al desarrollo de las obras”.

     

    El Gobierno español ha trasladado ya la “correspondiente protesta sobe el proyecto al Gobierno del Reino Unido” y asegura que “continuará adoptando todas las medidas a su alcance dentro de la legalidad internacional y la práctica diplomática para defender la soberanía española sobre las aguas”.

     

    “Además de las protestas formuladas bilateralmente y de sus reivindicaciones en el marco multilateral de Naciones Unidas y la Unión Europea –dice-- continuará realizando gestiones con terceros con un objetivo disuasorio. Las autoridades españolas continuarán recabando la información al respecto y utilizarán los medios legales a su alcance para intentar impedir cualquier tipo de construcción o desarrollo urbanístico en aguas ganadas ilegalmente al mar”.

     

    Impacto medioambiental y de seguridad

     

    Aunque por razones distintas, la polémica expansión urbanística de las Terrazas de Hassan también colecciona críticas y oposiciones dentro del propio Gibraltar, entre ellas la de las tres principales asociaciones conservacionistas del Peñón, la Ornithological and Natural History Society, la Heritage Trust y el Environmental Safety Group, con fuertes críticas al impacto paisajístico y medioambiental hasta el extremo de realizar un comunicado conjunto que, de momento, no ha parado el proceso porque, aunque forman parte de la DPC (comisión gubernamental), el Gobierno de Picardo no ha trasladado el proyecto para ser sometido a votación sino sólo a información.

     

    Tampoco está clara la inseguridad adicional que estas torres de 35 pisos pueden representar para los vuelos del cercano aeropuerto de Gibraltar, uno de los más peligrosos del mundo o, al menos, el Gobierno de Picardo no ha hecho pública ninguna información al respecto.

     

    Y la gestión económica, junto con la financiación gubernamental añadida, también está siendo sometida a debate público ya que el Gobierno de Picardo anuncia que tiene unas 2.000 solicitudes para las viviendas sociales de estas Terrazas Hassan, aunque con una variedad de precios que llegan a alcanzar los 375.000 euros, porque el coste de construir en terrenos rellenos al mar es, evidentemente, mucho más caro que en tierra firme, especialmente en este caso en el que se ha aprovechado cualquier material para el mismo.

     


  • Te puede interesar

  • unicef
    publicidadcruz roja
    publicidadAyuntamiento de La Línea