Sábado, 25 de Mayo de 2019
Twitter
Facebook
Youtube

El GSD pone en duda los costes y financiación de los proyectos escolares del Gobierno de Gibraltar

  • Cree que Picardo puede estar buscando nuevos préstamos

    Proyecto de nuevas escuelas en Gibraltar
    Proyecto de nuevas escuelas en Gibraltar
    Noticias
    Las inversiones en proyectos escolares anunciados por el Gobierno de Gibraltar, sus costes y forma de financiación siguen generando dudas y críticas por la falta de información suficiente, según demanda el principal partido de la oposición, el GSD.

    El dirigente del GSD, Roy Clinton, recuerda que en su día Fabian Picardo “alardeaba de una infraestructura educativa que superará, con creces, los 100 millones de libras”, según datos referidos al presupuesto 2018/2019. Clinton explica que en su momento “se hizo una previsión simbólica de 1.000 millones en proyectos de escuelas nuevas y, sin embargo, reclamó un superávit proyectado de 23,8 millones de libras”.

    Para el responsable económico del GSD, lo que hizo Fabian Picardo “fue apresurarse a recaudar los 100 millones en educación, pero no hizo ninguna previsión para el ejercicio 2018-2019”. Ahora se confirma lo que ya venía advirtiendo Clinton en torno a que el presupuesto “era una tontería”, puesto que no era real.

    Prosigue Clinton subrayando que “todos somos testigos del ritmo loco de los proyectos de construcción del Gobierno pero no tenemos idea del coste total de proyectos como las escuelas o los planes de vivienda asequible, entre otros”.

    El partido de la oposición considera que el Gobierno debe proporcionar detalles de las fuentes de financiación.

    “Si agregamos los costos probables de las escuelas, las nuevas viviendas, la planta de tratamiento de aguas residuales y otras, el Gobierno debe comprometer fácilmente cerca de 300 millones de libras de fondos públicos”. Recuerda Clinton que “ya habían pedido prestados 300 millones de libras esterlinas que, hasta ahora, se han negado a decir exactamente cómo están usando o cuánto les queda”. En consecuencia, “hay rumores persistentes sobre la necesidad de que el Gobierno busque más financiación”.

    “El Gobierno debe ser claro –afirma Clinton-- y explicar si está pidiendo más dinero prestado, lo que sólo puede empeorar el ya de por sí mal estado de las finanzas públicas debido a la imprudencia financiera con la que hacen las cosas”.

    Y concluye que “este ministro principal, que ahora muestra abiertamente su desprecio no sólo por el Parlamento, sino a cualquiera que no esté de acuerdo con él, parece estar más cómodo con los promotores inmobiliarios y la venta de bienes raíces que con las personas a las que se supone que debe representar".




  • publicidadcruz roja
    publicidadAyuntamiento de La Línea
    publicidadEl mesón de Lolo