Viernes, 19 de Agosto de 2022
Twitter
Facebook
Youtube

Azopardi dice que el presupuesto de Picardo 'no es del pueblo' 

  • Keith Azopardi y Roy Clinton. Foto GSD
    Keith Azopardi y Roy Clinton. Foto GSD
    Noticias

    El líder del GSD, Keith Azopardi, ha afirmado que el presupuesto presentado por el Ministro Principal, Fabian Picardo, para el próximo ejercicio "no es del pueblo".

    En este sentido, ha criticado que son unos presupuestos con "más presión en un momento de alta inflación sobre las familias trabajadoras de a pie, más impuestos, más electricidad, erosión de los salarios, nada para ayudar a las pequeñas empresas y con tasas que ponen en riesgo el empleo". "Un presupuesto para tapar el fracaso del año pasado", según Azopardi.

    Asimismo, ha hecho referencia a la subida de la electricidad, señalando que "las tarifas eléctricas han subido un 24% en un año tras esta nueva subida del 8%" y ha afirmado que "esto y el aumento del impuesto sobre la renta supondrán cientos de libras para las familias". A juicio del líder del GSD, "Picardo está empujando a la gente que ya está al borde del precipicio".





    A juicio de Azopardi, "lo que deberíamos haber visto es un Gobierno que predicara con el ejemplo y se ajustara a su presupuesto". "En lugar de eso, el año pasado gastaron millones de libras de más y pidieron préstamos para pagar los gastos corrientes. Si le dicen a la gente que se apriete el cinturón, deberían hacerlo ellos mismos y ajustarse a sus presupuestos", ha añadido.

    Para el líder del GSD, "algunos o todos estos nuevos impuestos/cargos no habrían sido necesarios si se hubieran ajustado a su presupuesto el año pasado". En este sentido, ha añadido que "el gasto total es de 91 millones de libras y el gasto neto de los departamentos del gobierno es de 35 millones de libras", por lo que "Picardo sólo está pasando la factura a usted por sus fracasos".

    "No se puede confiar en el Gobierno en cuanto a las finanzas públicas o la recuperación", ha manifestado Azopardi, que ha afirmado que "no hay un plan real o la voluntad de hacer frente a su propia falta de disciplina financiera". "Es necesario un nuevo camino de prudencia, de reducción del despilfarro, de los abusos, de la eficacia y de la disciplina. No más proyectos de vanidad ni imprudencias", ha concluido.
     




  • Abogados - Jiménez Laz y Cadenas
    Abogados - Jiménez Laz y Cadenas