Martes, 29 de Septiembre de 2020
Twitter
Facebook
Youtube

El GSD califica como 'injusto' el cambio de criterios en el Community Care

  • Recibe numerosas quejas de jubilados a los que le denegaron la entrada

    Integrantes del GSD
    Integrantes del GSD
    Noticias

    El GSD considera "injustos" los cambios en los criterios de selección que se introdujeron "el 17 de febrero y sin previo aviso" en el Gibraltar Community Care, por lo que están recibiendo numerosas quejas de personas jubiladas a las que se les ha denegado la entrada. Explican los parlamentarios que han tenido contacto con los afectados que "las personas que aspiraban a la jubilación, tras una vida trabajando, tenían una expectativa legítima de confiar en el esquema al tomar la decisión de jubilarse”.

    Ante el nuevo escenario, el GSD recomienda que los fideicomisarios de la organización benéfica que introduzcan una "moratoria inmediata sobre su decisión y busquen financiación, contribuciones del Gobierno si es necesario para eliminar los cambios durante un período de cinco años". Tampoco es "correcto", a juicio del principal partido de la oposición, privar de "derechos a un grupo de jubilados y seguir pagando a los que no serían elegibles bajo los nuevos criterios de prueba".

    Si el GSD estuviera en el Gobierno, “trabajaría con la organización benéfica para asegurarse que nadie sea injustamente perjudicado”.



    Abogados - Jiménez Laz y Cadenas
    Abogados - Jiménez Laz y Cadenas


    Cabe recordar que el pasado 21 de febrero Noticias Gibraltar informaba que el método que utiliza el Community Care para establecer los derechos de pago a los hombres entre 60 y 65 años, en Gibraltar, estaba generando inquietud ya que afecta a las expectativas de ingresos futuros de estas personas, según el GSD. La atención comunitaria en el sector de Servicios Sociales, elfamoso Community Care sigue generando debate político por la falta de transparencia del gobierno de Fabian Picardo, según criticó entonces la oposición política.

    Su crítica hacía referencia a la aplicación de normas con respecto al método para establecer el derecho de pagos a hombres de edades comprendidas entre los 60 y los 65 años. Antes, para llevar a cabo el abono, se tenía en cuenta los ingresos de pensiones.