Domingo, 24 de Enero de 2021
Twitter
Facebook
Youtube

El pacto entre Reino Unido y UE aún tiene 'divergencias fundamentales'

  • Los negociadores retomaron sus conversaciones este lunes

    Michel Barnier y David Frots en una de sus reuniones. Foto EuroEfe
    Michel Barnier y David Frots en una de sus reuniones. Foto EuroEfe
    Noticias

    Aún hay divergencias fundamentales. La Unión Europea (UE) y el Reino Unido retomaron este lunes sus conversaciones para intentar cerrar un acuerdo sobre su futura relación una vez se consume el Brexit, en esta ocasión de forma telemática, y aún con “divergencias fundamentales” sobre el contenido de este pacto.

    “Después de las discusiones técnicas de este fin de semana, las negociaciones continúan hoy en línea con (el negociador británico) David Frost y nuestros equipos. Queda poco tiempo. Aún persisten divergencias fundamentales, pero seguimos trabajando duro para lograr un acuerdo”, escribió en Twitter el jefe negociador europeo, Michel Barnier.

    Los capítulos en los que ambos equipos han mostrado mayores diferencias son desde hace varios meses el sector pesquero, la gobernanza del acuerdo y la competencia justa, aunque durante la semana pasada se produjeron algunos avances en materia de ayudas de Estado, según informa la agencia EFE.

    La fecha del Brexit, "grabada en piedra”, 

    Durante la rueda de prensa diaria de la Comisión Europa, el portavoz sobre Brexit, Daniel Ferrie, explicó que las negociaciones en formato remoto se han prolongado durante el fin de semana, incluyendo reuniones cada día entre Barnier y Frost, y se ha logrado “algo de progreso” en los borrradores de texto legal aunque persisten las “diferencias significativas” en las tres áreas clave.

    Preguntado por un posible “acuerdo temporal” del Brexit y sobre si se ha puesto sobre la mesa algún tipo de extensión de las actuales negociaciones, Ferrie señaló que “o se tiene un acuerdo o no se tiene” y añadió que la fecha en la que el Reino Unido abandonará el mercado único y la unión aduanera, el próximo 1 de enero, está “grabada en piedra”.





    No se puede alargar el periodo de transición más allá de esa fecha”, dijo el portavoz, que también señaló que “no hay información” sobre una posible llamada programada para esta semana entre la presidenta de la CE, Ursula von der Leyen, y el primer ministro británico, Boris Johnson.

    Por otro lado, y después de que varios Estados miembros hayan solicitado a la Comisión Europea que actualice sus planes para un Brexit sin acuerdo, Ferrie subrayó que la situación “no es la misma que el año pasado” porque los ciudadanos y las empresas han tenido más tiempo para prepararse.

    Además, recalcó, ahora existe el acuerdo de retirada, que seguirá en vigor aunque estas negociaciones fallen y protege los derechos de los ciudadanos, además de garantizar la “paz y estabilidad” en la isla de Irlanda y recoger las obligaciones financieras del Reino Unido respecto a su membresía europea.

    “Si fuesen necesarias (nuevas) medidas de contingencia, serían limitadas y ajustadas a las circunstancias específicas en las que estamos y se adoptarían a tiempo para asegurar que estamos preparados para el 1 de enero”, concluyó Ferrie.

    A apenas cinco semanas del final del periodo de transición, los equipos negociadores se han visto obligados a trasladar las conversaciones a un formato remoto tras conocerse un positivo por coronavirus en el equipo comunitario durante la ronda negociadora en Bruselas de la semana pasada, lo que obligó a suspenderla temporalmente.

    Pese a este parón, Ursula von der Leyen, subrayó el pasado viernes que ya se ha puesto un texto legal sobre la mesa, “por lo que hay mucho sobre lo que trabajar”. “Esta es una precondición para proceder (con las negociaciones), si es necesario, a través de videoconferencias, porque hay sustancia sobre la que ir línea a línea, palabra por palabra, y trabajar sobre ello”, añadió Von der Leyen.




  • Magazine empresarial
    Magazine empresarial