Lunes, 18 de Febrero de 2019

Formulario de búsqueda

    Castellar reclama al Gobierno que valore las posibilidades de La Almoraima para plantarle cara al Brexit

  • La Almoraima está en el término municipal de Castellar
    Noticias Gibraltar

    La finca La Almoraima es uno de los mayores latifundios de Europa. Sus posibilidades, desde el punto de vista de la agricultura, la industria ecológica o el turismo rural son infinitas. El alcalde de Castellar, Juan Casanova, donde se asienta el enclave, quiere que La Almoraima, de titularidad estatal, se convierta en “motor de desarrollo económico” del Campo de Gibraltar y todo el sur de Andalucía, para “plantarle cara al Brexit” y otros aspectos que sí “son prioridad” para el Gobierno.  

    Casanova entiende que estos terrenos no están siendo valorados por el Estado y ha enviado un mensaje “SOS” al Gobierno de Pedro Sánchez, al que anuncia que pedirá una reunión urgente a primeros de septiembre.

    Casanova ha explicado que con la llegada el pasado mes de junio del nuevo Ejecutivo "se abre una nueva etapa” que acoge “con ilusión”. Sobre todo porque Isabel Ugalde, la directora de la empresa que gestiona la finca, será sustituida el próximo mes de septiembre. “Es buena noticia porque siempre se mostró en contra de cualquier cesión de terreno o colaboración con el Ayuntamiento”, reconoce el alcalde.

    Una "nueva etapa" que se debe aprovechar para convertir La Almoraima, que ocupa "casi el 80 por ciento un municipio con poco más de 3.000 habitantes y una tasa de desempleo por encima del 30 por ciento", en un "motor de desarrollo económico para la comarca del Campo de Gibraltar que se ve sacudida por problemas como el Brexit o el narcotráfico".

    “Le he planteado a tres ministros que han venido a la zona en el último año y medio que nos atiendan y valoren las posibilidades de La Almoraima. A lo mejor está ahí la solución para incrementar la creación de empleo o la actividad económica que necesitamos si es que el Brexit acaba generando consecuencias negativas para la zona”, asegura el alcalde chisparrero.

    "Propondremos al Gobierno que se cree una institución bilateral entre el Ayuntamiento y el Estado para gestionar La Almoraima, a objeto de que pase de ser un elemento de conflictividad y déficit a ser una oportunidad para los jóvenes desempleados para la comarca", ha abundado Casanova. En esa línea, el regidor ha apuntado que La Almoraima se podría aprovechar "para desarrollar un programa que evite la seca de los alcornocales de la finca para luego proceder a una gestión sostenible de éstos lo que supondría crear puestos de trabajo".

    Casanova ha asegurado que "si antes del 5 de septiembre no se ha producido un intercambio en la dirección de La Almoraima, me dirigiré al Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación para pedir una reunión con el fin de tratar cuanto antes que este espacio público se gestione de la manera que suponga un desarrollo económico sostenible para la comarca".