Miércoles, 15 de Agosto de 2018

Formulario de búsqueda

    Hace un llamamiento para que “se intensifiquen los esfuerzos”

    El Consejo Europeo confirma que Gibraltar queda pendiente del acuerdo entre España y Reino Unido

  • Vista general antes de la sesión del Consejo Europeo, celebrado ayer y hoy en Bruselas
    Noticias Gibraltar

    El Consejo Europeo ha acogido “con satisfacción” el acuerdo sobre el Brexit alcanzando por los negociadores, pero también deja claro que la cuestión de Gibraltar sigue pendiente de ser resuelta entre España y Reino Unido. “Nada está acordado hasta que todo esté acordado”, dice en las directrices aprobadas hoy en la reunión de los jefes de gobierno de los Veintisiete y a la que ya no asistió la primera ministro británica.

     

    En las 16 directrices aprobadas hoy en Bruselas, la situación de Gibraltar queda confirmada otra vez ya que, en su punto 2, el “Consejo Europeo recuerda y reitera sus orientaciones del 29 de abril y 15 de diciembre de 2017, que siguen aplicándose plenamente y cuyos principios deberán ser respetados en la futura relación con el Reino Unido”. Es decir, que la famosa cláusula 24 que establece que ningún acuerdo puede ser aplicado al territorio de Gibraltar sin el acuerdo previo hispano británico vuelve a confirmarse.

     

    En cualquier caso, la cuestión de Gibraltar es sólo mencionada explícitamente hoy en la primera de las cláusulas: “El Consejo Europeo hace un llamamiento para que se intensifiquen los esfuerzos sobre las cuestiones pendientes de retirada, así como sobre las cuestiones relacionadas con la aplicación territorial del Acuerdo de retirada, en particular por lo que se refiere a Gibraltar, y reitera que nada está acordado hasta que todo esté acordado”.

     

    De lo que se deduce que las declaraciones del ministro británico Davis a principios de esta semana fueron, como menos, precipitadas porque podrían ser de aplicación al acuerdo Bruselas-Londres pero no en lo que se refiere a Gibraltar, tema sobre el que, bien al contrario, la UE acaba de hacer “un llamamiento para que se intensifiquen los esfuerzos pendientes”.

     

    Las directrices de hoy dejan muy clara la firmeza en la posición de la Unión Europea frente al Reino Unido, ya que el propio documento expresa su satisfacción por el acuerdo alcanzado que abarca “los derechos de los ciudadanos” y “la solución financiera” que eran los principales asuntos pendientes.

     

    Aparte de estas dos, las directrices relatan una serie de principios de acuerdo en materias de terrorismo, delincuencia internacional, unión aduanera, respeto a las decisiones del Tribunal de Justicia de la UE, aranceles, cooperación fronteriza, recursos pesqueros y aguas, prestación de servicios, contratación pública, propiedad intelectual, cambio climático, desarrollo sostenible, seguridad social, cooperación judicial en temas de familia, transporte aéreo, investigación, educación y cultura, prácticas fiscales, cooperación policial y judicial, cooperación en seguridad y defensa y protección de datos.

     

    Todo ello desde el principio de que “las cuatro libertades son indivisibles” y que Reino Unido se convierte en un Tercer País a efectos de la UE y que un “no miembro (…) no puede tener los mismos derechos y disfrutar de los mismos beneficios que un miembro”.