Jueves, 21 de Febrero de 2019

Formulario de búsqueda

    Dastis prevé un brexit duro y confirma que España no va a renunciar a Gibraltar

  • Dastis confirma que España no renunciará a Gibraltar
    Noticias Gibraltar

    El ministro de Asuntos Exteriores, Alfonso Dastis, ha declarado que la salida de Reino Unido de la UE se resolverá por medio de un "brexit duro" porque los británicos no son capaces de llegar a un acuerdo sobre la salida, no porque España pueda proponer condiciones duras, con un ajuste financiero "bastante notable" a favor de la UE. Además, con respecto a Gibraltar, ha afirmado que “lo que sí está claro es que nosotros no vamos a renunciar a nuestro interés histórico sobre Gibraltar, pero tampoco vamos a hacer depender todo el futuro de la relación del Reino Unido con la UE por esta cuestión”.

    El ministro jerezano aseguró que habrá un periodo de transición para "amortiguar y prepararnos para lo que va a venir", aunque sentenció que "si un Estado quiere controlar sus fronteras, su dinero y su legislación, eso es incompatible con el mercado único".

    Aunque cree que se pasarán por momentos de angustia, Dastis está seguro de que se obtendrá un acuerdo positivo. La negociación económica y financiera será uno de esos trances complicados, en opinión del ministro, especialmente para el Reino Unido.

    La oferta financiera de 20.000 millones de libras se antoja corta para el responsable de Exteriores, considerando que debe publicarse aunque esté "aún lejos de los 60.000 millones que calcula la UE" ya que existe un "resto a liquidar bastante notable".

    "La suerte de los ciudadanos" y las facilidades para la reunificación familiar tanto de los extranjeros que viven en el Reino Unido, como de los británicos en territorio europeo, entre los que se encuentran los 18 millones de británicos que visitaron España el año pasado, es otro de los aspectos principales de la negociación.

    El tercer eje de esta primera etapa es la situación de Irlanda del Norte, que "se está revelando como un tema más complicado de lo que se esperaba" dado que Reino Unido "quiere evitar una frontera dura". La UE ya está preparando la segunda fase que comenzará tras el Consejo Europeo de diciembre, si se decide que hay avances "suficientes".

    Será entonces cuando comienza un "periodo de transición" en el que seguirán rigiendo las normas europeas para permitir que las empresas se preparen para el futuro, un proceso para el que los británicos aspiran a que se diseñe un "modelo ad-hoc" especial para su situación y que determine asuntos como el tema aéreo, pesquero y agrícola.

    El 30 de marzo de 2019 concluirá todo este proceso ya que "el Reino Unido va a salir de la UE", dijo Dastis, quien se mostró convencido de que, pese a que se trata de un proceso "reversible" y que va a "crear serios problemas políticos", no habrá marcha atrás porque "para ellos sería una suprema humillación tener que votar otra vez esta cuestión".