Lunes, 20 de Agosto de 2018

Formulario de búsqueda

    Gobierno y oposición de Gibraltar preparan el debate presupuestario con el Brexit a las puertas

  • Edificio del gobierno de Gibraltar en el 6 de Convent Place
    Noticias Gibraltar

    El debate presupuestario de Gibraltar tendrá lugar en pocas semanas y gobierno y oposición preparan sus argumentos con la mirada puesta en un Brexit, que está ya a las puertas, y en la posibilidad, cada vez más firme, de un adelanto electoral, quizás para octubre de este mismo año.

     

    El Parlamento de Gibraltar vive estos días intensas jornadas de trabajo con vistas a la preparación del debate presupuestario. Un trámite que adquiere más relevancia de la habitual ya que se trata de los últimos presupuestos que el gobierno de Picardo presentará antes de que se ejecute el Brexit.

     

    Aunque el hermetismo tanto en gobierno como en oposición es la nota predominante, los dos grupos mayoritarios, GSLP (gobierno) y GSD (oposición) se afanan ya para defender sus posiciones.

     

    El ejecutivo ha iniciado ya las obras de algunos de los centros educativos que anunció, aunque ni mucho menos se llegará a los seis que pretendía y, según distintas fuentes, su adjudicación a una firma lusa ha causado algún que otro problema interno entre el ministro Joe Bossano y el líder del gobierno Fabian Picardo.

     

    Desde la oposición del GSD, la cuestión de las finanzas públicas, con Roy Clinton como principal portavoz, ha sido sin duda el argumento estrella de los últimos años. La deuda pública, fijada en torno a los mil millones de libras, y la falta de transparencia en la gestión han sido, sin duda, argumentos que Clinton ha defendido en la Cámara y, en la mayoría de las ocasiones, sin encontrar respuestas claras por parte de la coalición que gobierna en el Peñón.

     

    La principal duda en las filas del GSD es decidir qué votar. Cabe recordar que el año anterior, rompiendo una ley no escrita, la oposición rechazó las cuentas presentadas por el gobierno y aquello desembocó en una crisis interna que acabó con el liderazgo de Danny Feetham.

     

    El sentido del voto del grupo parlamentario en la oposición aún no se conoce, al menos oficialmente, pero será, sin duda, un momento determinante para saber el estado en el que se encuentra la organización que ahora lidera Keith Azopardi.

     

    Asimismo, en el debate presupuestario, que tendrá lugar en unas semanas, el fantasma del posible adelanto electoral, por el Brexit y por las encuestas que favorecen a los actuales inquilinos del 6 de Convent Place, sigue muy presente, aunque por ahora, los ministros se limitan al clásico “estamos trabajando en el día a día”.