Jueves, 21 de Febrero de 2019

Formulario de búsqueda

    Calificó el año de duro y difícil, en la recepción de Navidad

    Picardo agradece a los periodistas que comuniquen “nuestras ideas a todo el mundo”

  • Fabian Picardo en una imagen de archivo
    Noticias Gibraltar

    Aunque no fue un acto político, el ministro principal de Gibraltar, Fabian Picardo, dejó varios mensajes políticos en la recepción de Navidad a la Prensa, entre ellos el reconocimiento de que 2017 ha sido un año duro y difícil, la complicada tarea de Theresa May, que el tiempo les ha dado la razón a quienes, como Gibraltar, estaban contra el Brexit y agradeció a los medios que sean “el instrumento por el que comunicamos nuestras ideas a todo el mundo”.

     

    Un año más el ministro principal de Gibraltar, Fabian Picardo, compartió en el Caleta Hotel la tradicional copa de Navidad con los medios de comunicación tanto del Peñón como del Campo de Gibraltar. En un ambiente distendido, el jefe del gobierno fue conversando con unos y otros, en los grupos que se generaban en torno a las copas y los aperitivos, y también tuvo ocasión de hacer una breve intervención y desear felices fiestas que, en su caso concreto, estarán marcadas por el próximo nacimiento de su tercer hijo.

               

    Picardo agradeció a los periodistas el trabajo que hacen para comunicar “tanto a los ciudadanos de Gibraltar, de nuestro entorno y más allá, todo lo que hacemos”. Y reconoció que los medios, en un año que ha sido duro y difícil, son el instrumento por el que comunicamos nuestras ideas a todo el mundo”.

     

    Lógicamente el Brexit tuvo su apartado: “Se está viendo la razón de los argumentos de los que defendíamos en el referéndum lo complicado que sería la salida de la Unión Europea, si está llegaba a producirse, como así se decidió”. En Gibraltar no hubo dudas y el apoyo a la permanencia fue superior al 90%.

               

    Picardo aludió a la situación que, día a día, se está encontrando la primera ministro británica, Theresa May: “Tengo mucha simpatía con ella, por la situación en la que se encuentra y estamos viendo como intenta reconciliar conceptos que son imposibles, pero lo sigue intentando ya que es su obligación”.