Viernes, 21 de Septiembre de 2018

Formulario de búsqueda

    Picardo arremete contra España y su ‘’actitud predadora’’

  • El ministro principal de Gibraltar, Fabian Picardo, en una imagen reciente
    Noticias Gibraltar

    Las directrices de la Unión Europea, que excluyen a Gibraltar y condiciona cualquier decisión futura al veto español, no han sentado bien al ministro principal del Peñón, Fabian Picardo, que lo considera “inadmisible” y una “manifestación clara de la actitud predadora que España intentará imponer abusivamente a sus socios”.

     

    Después de un año de viajes y reuniones en Londres y Bruselas, este doble rechazo en el que la primera ministro británica elude cualquier referencia a Gibraltar y la Unión Europea, por su parte, se inclina definitivamente a favor del estado miembro español y abandona su, hasta ahora, ambigua postura de neutralidad en la disputa que enfrentaba a dos de sus socios, no era el resultado que esperaban en el gobierno del Peñón.

     

    De ahí que Picardo haya arremetido contra España y haya abandonado lo que algunas personas cercanas a su gobierno consideraban un tono prudente respecto a Madrid: “Gibraltar ha sido señalado vergonzosamente con un trato desfavorable del Consejo, a instancias de España”.

     

    “Este hecho innecesario, injustificado y discriminatorio constituye una propuesta inadmisible para Gibraltar y su pueblo y ha sido lo que por parte de España se preveía y una de las razones por la que hemos votado tan masivamente para permanecer en la UE”.

     

    “Lo que estamos viendo –continúa—es una manifestación clara de la actitud predadora que España intentará imponer abusivamente a sus socios, ya que ha estado amenazando desde que se celebró el referéndum y como único miembro de la UE, con su obsesión sobre Gibraltar”.

     

    Picardo, en su comunicación, dice que su gobierno seguirá trabajando en las líneas ya establecidas y que “las cuestiones relacionadas con el acceso al mercado del Reino Unido y al resto del mundo están fuera del alcance de los parámetros finales de negociación que serán establecidos por el Consejo de la UE a finales de abril”.