Viernes, 21 de Septiembre de 2018

Formulario de búsqueda

    La Policía de Gibraltar incauta 800 kilos de cannabis tras una persecución marítima

  • En Cosas,
    El cannabis incautado por la policía de Gibraltar
    Noticias Gibraltar

    Agentes de la Policía Real de Gibraltar protagonizaron este fin de semana una persecución marítima tras la que se incautaron unos 800 kilos de cannabis, con un valor aproximado de cuatro millones de libras. La patrullera Sir John Chapple dio el alto a una lancha neumática rígida de 14 metros de eslora equipada con tres motores fueraborda de 300 caballos y con 4 ocupantes a bordo, pero esta hizo caso omiso.

    La persecución se prolongó alrededor de media hora, con la embarcación sospechosa realizando varios cambios de rumbo y una serie de maniobras evasivas peligrosas. Finalmente, los ocupantes de la embarcación lanzaron por la borda un total de 27 fardos de cannabis, con lo que pudo aumentar su velocidad y escapar en dirección al Estrecho de Gibraltar, siendo perseguida por una embarcación de la Guardia Civil que había llegado para prestar apoyo a los efectivos de la RGP.

    Una vez que la RGP puso fin a la persecución, los agentes fueron capaces de recuperar del mar un total de 24 fardos de cannabis, mientras que otras embarcaciones del Servicio de Aduanas y de la Policía del Ministerio de Defensa que habían acudido para prestar apoyo lograron recuperar otros 3 fardos de cannabis adicionales.

    En otra actuación, se detuvo a un joven gibraltareño de 33 años por posesión y transporte ilícito de una cantidad comercial de cigarrillos y posesión de un transceptor de radio sin licencia. El incidente se produjo durante la madrugada del sábado, cuando agentes uniformados que llevaban a cabo una patrulla rutinaria en la zona de Cemetery Road dieron el alto a un vehículo con matrícula local. El conductor no obedeció y se inició una persecución a través de Devil’s Tower Road y Laguna Estate, donde el vehículo fue finalmente interceptado y su conductor detenido.

    Los agentes se incautaron de 15 cajas de tabaco (150.000 cigarrillos o 7.500 cajetillas) de diversas marcas, un transceptor de radio y un vehículo. La Policía ha puesto al individuo en libertad bajo fianza y la investigación continúa su curso.