Lunes, 16 de Julio de 2018

Formulario de búsqueda

    Lleva 8 días atracado

    El submarino nuclear estadounidense John Warner está siendo reparado en Gibraltar

  • Andamios de reparación en la vela del submarino nuclear USS John Warner. Foto de Noticias Gibraltar
    Noticias Gibraltar

    El submarino nuclear estadounidense USS John Warner lleva ya 8 días atracado en el puerto de Gibraltar y está siendo sometido a algún tipo de reparación que no se ha dado a conocer, como se puede apreciar por la foto que acompaña esta información de Noticias Gibraltar y en la que se aprecia claramente un andamio en la vela del sumergible.

     

    El submarino de ataque SSN 785 John Warner llegó a Gibraltar a primera hora del pasado día 25 de marzo, con un día de retraso sobre su escala prevista y después de participar en unos ejercicios de lucha antisubmarina de la OTAN en aguas del Mediterráneo. La llegada del submarino nuclear estadounidense resultó muy significativa ya que hacía casi dos años que no atracaba en Gibraltar ningún buque de estas características y nacionalidad, concretamente desde el 16 de abril de 2016 cuando estuvo en el Peñón el SSGN Florida.

     

    Al principio se especuló con la posibilidad de que el USS John Warner estuviera procediendo a la carga o descarga de sus misiles o torpedos, ya que el Peñón comparte almacenamiento de municiones con las Marinas británica y estadounidense, pero las imágenes demuestran que está siendo reparado, probablemente en los sensores situados en la vela, que es donde se localiza la estructura de andamios.

     

    Ya había llamado la atención el inusual tiempo transcurrido desde que atracó en Gibraltar el sumergible nuclear, ocho días hasta la fecha, pero ahora las fotografías demuestran que está siendo sometido a reparaciones cuyo verdadero alcance es desconocido y del que no se ha informado.

     

    El USS John Warner, con numeral SSN 785 en la Marina de Estados Unidos, es un submarino de ataque de última generación, dotado de propulsión nuclear y armado con misiles Tomahawk y torpedos MK48. Fue entregado a la Marina norteamericana en 2015 y tiene su base en Norfolk.