Domingo, 20 de Septiembre de 2020
Twitter
Facebook
Youtube

El alcalde cree que parcelar las playas es como ‘poner puertas al campo’

  • Una de las playas del municipio de San Roque
    Una de las playas del municipio de San Roque
    Noticias

    El alcalde de San Roque, Juan Carlos Ruiz Boix, cree que “la idea de la Junta de parcelar las playas es como intentar ponerle puertas al campo. En algunas playas va a ser imposible dado la escasa lámina de arena”.

    El alcalde adelantó que “desde el Ayuntamiento de San Roque estamos estudiando nuestro litoral, que está compuesto por 15 kilómetros, entre tres o cuatro kilómetros del área de la bahía (playas de Guadarranque, Puente Mayorga y Campamento) y luego unos 11 kilómetros en la zona norte del municipio, que van desde la zona de la Alcaidesa de La Línea, desde el inicio de nuestro término municipal y que atraviesa Alcaidesa-San Roque, Borondo, Guadalquitón, Sotogrande, Torreguadiaro y Cala Sardina”.

    Por ello, “el área de Urbanismo y de Medio Ambiente está estudiando el aforo que deben tener las playas en función del decreto que ha sacado la Junta de Andalucía y, por otra parte, estamos valorando la dificultad de controlar ese aforo”.



    Abogados - Jiménez Laz y Cadenas
    Abogados - Jiménez Laz y Cadenas


    En relación a la parcelación de las playas, señaló que “es difícil en zonas urbanas donde hay un menor espacio, donde la lámina de arena es reducida y donde prácticamente cabe sólo una fila, no varias, y cada unidad de convivencia, que es como lo llama el decreto, que es la sombrilla que comparte una familia con el espacio que ocupan sus toallas, un mínimo de diez metros”.

    Puso como ejemplo el alcalde “la playa de Puente Mayorga, en la que sólo cabe una fila de familias. Estaríamos hablando de que tendría un aforo inferior a 150 unidades de convivencia y, por tanto, en una población que cuenta con 3.000 habitantes, que equivalen a unas mil familias, será algo difícil de controlar y por ello estamos estudiando cómo va a ser”.

    El alcalde reclama, por tanto, ayuda, porque “para todo ello necesitamos recursos económicos y entendemos que si la Junta de Andalucía tiene que defender un sector clave en la economía de Andalucía como es el turístico, debemos prestar este servicio con garantía, seguridad, limpieza, desinfección y tratando de garantizar que todo aquel que nos visite o la propia población de cada una de nuestras barriadas tengan los mejores servicios para que no haya problema de contagio”.

    Por tanto, el alcalde considera esta cuestión como “un tema difícil, en el que estamos dando estos primeros pasos para adecuar las nuevas circunstancias de la playa a la nueva realidad de la pandemia del coronavirus y a las exigencias que plantea la Junta de Andalucía, y en las próximas semanas hablaremos con los vecinos sobre cada una de estas circunstancias”.